Teresa de Jesús

Teresa de Jesús
Libro de la Vida

El misticismo español se muestra con todo su esplendor y grandeza, con todos sus caracteres y condiciones distintivas, en la ilustre Doctora de Ávila. Mujer de alma arrebatada, de corazón apasionado y de brillante fantasía, refleja bizarramente en sus escritos estas cualidades de su individualidad; pero merced a sus poderosísimas intuiciones, las refleja con verdadero sistema y sin sacrificar a sus trasportes místicos, a sus éxtasis y arrobamientos religiosos y a su fe ilimitada, ni el libre albedrío, ni la personalidad humana. (Revilla)

El Libro de la Vida, la primera obra de santa Teresa de Jesús, la que mejor refleja su personalidad, fue escrito el año 1562, pero, tras haberse perdido aquella edición, fue nuevamente redactado por la santa el 1565. Es una biografía de su interior y su exterior, pues cuenta los acontecimientos a que asistió y las experiencias espirituales propias que los acompañaron. De ahí que en ocasiones se mezclen los estilos, de manera que, mientras los capítulos 1 al 10 siguen el modelo de la biografía, los que siguen a éstos, hasta el 22, son un tratado de oración. Más adelante habla de la fundación del convento de San José de Ávila. El tono general del libro viene dado en sus propias palabras: “Quisiera yo que, como me han mandado y dado larga licencia para que escriba el modo de oración y las mercedes que el Señor me ha hecho, me la dieran para que por muy menudo y con claridad dijera mis grandes pecados y ruin vida.” (Vida Prólogo, 1). Es digno de notarse el capítulo 32, que cuenta una espantosa visión del infierno que, lejos de hundirla en la desesperación, la volvió más fuerte y animosa: “Después de acá, como digo, todo me parece fácil en comparación”.

Libro impreso: US UK DE FR ES IT JP
Para leer en Kindle: US UK DE FR ES IT NL JP BR CA MX AU IN


Share